EL EJE DE LA LIDIA

EL EJE DE LA LIDIA
"Normalmente, el primer puyazo lo toman bien los toros, y si ése fuera el único del tercio, todos parecerían bravos. En el segundo ya empiezan a dar síntomas de su categoría de bravura. Y es en el tercero donde se define de verdad si el toro es bravo o no. En el tercer puyazo casi todos los toros cantan la gallina, se suele decir". JOAQUÍN VIDAL : "El Toreo es Grandeza". Foto: "Jardinero" de los Maños, primera de cuatro entradas al caballo. VIC FEZENSAC 2017

sábado, octubre 04, 2014

ANDRÉS VÁSQUEZ : UN TORERO A LA MEDIDA DE LO QUE FUE MADRID

Torero a la medida de Madrid

TRIBUNA:
Joaquin Vidal Vizcarro.
Madrid - 19/09/1982 .
Andrés Vázquez ha sido torero predilecto de la afición madrileña porque parecía hecho a su medida. Dotado de amplio repertorio lidiador, de una valentía comprobada frente a las corridas más duras, quizá sea el diestro que mejor ha toreado a los Victorino, hasta el punto de que contribuyó decisivamente a la formación de la leyenda de esta divisa. Se anunció Nono y Niño de Villalpando, en cuya población nació el año 1936. Tras un largo aprendizaje en capeas y en la escuela taurina de Saleri II, debutó con picadores cuando ya tenía 24 años, y esa misma temporada hizo su presentación en Las Ventas, con éxito. Se doctoró en la feria de San Isidro dos años después, apadrinado por Gregorio Sánchez.
A lo largo de su vida profesional consiguió importantes éxitos, pero también fue muy castigado por los toros. La más grave cornada se la infirió un toro de Samuel Flores, en la feria de Sevilla de 1972. Se retiró Andrés Vázquez en Madrid, el año 1974, lidiando seis toros, pero tres años más tarde participó en el festival homenaje a Antonio Bienvenida, celebrado en La Ventas, y obtuvo un triunfo memorable, que le impulsó a vestirse de nuevo de luces. A partir de entonces ha sumado un número discreto de actuaciones, dejando siempre constancia de su madurez técnica y artística, en la escuela del maestro Bienvenida, con quien alternó muchas veces y cuyo estilo supo asumir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario