EL EJE DE LA LIDIA

EL EJE DE LA LIDIA
"Normalmente, el primer puyazo lo toman bien los toros, y si ése fuera el único del tercio, todos parecerían bravos. En el segundo ya empiezan a dar síntomas de su categoría de bravura. Y es en el tercero donde se define de verdad si el toro es bravo o no. En el tercer puyazo casi todos los toros cantan la gallina, se suele decir". JOAQUÍN VIDAL : "El Toreo es Grandeza". Foto: "Jardinero" de la Ganadería los Maños, primera de cuatro entradas al caballo. VIC FEZENSAC 2017. Foto : Pocho Paccini Bustos.

domingo, agosto 07, 2011

EL TOREO: PATRIMONIO CULTURAL INMATERIAL


Liberté, Égalité, Fraternité...
“LA Asociación El Toro de Madrid felicita con envidia desde estas páginas a todos los estamentos de la fiesta brava en Francia. La declaración de las corridas de toros Patrimonio Cultural Inmaterial promovido por la afición y apoyado por el Ministerio de Cultura francés, no hace sino corroborar el buen momento que vive la fiesta en ese país, resultado, sin duda, de un planteamiento riguroso y exigente de la misma en el que los aficionados tienen voz y voto a la hora de elegir carteles y ganaderías. Todos a una, sin complejos ni protagonismos, nos han dado una lección, una vez más, de cómo se defiende de verdad la Tauromaquia desde el respeto a la tradición, valorando su implicación cultural y social en los pueblos y ciudades taurinas, sin injerencias políticas. El Observatorio de las Culturas Taurinas francés nos ha enseñado los caminos para lograrlo: el de la libertad para exigir libremente el reconocimiento cultural de la fiesta. El camino de la igualdad por el que marchan todos juntos e iguales ante su defensa. Y cómo no, el de la fraternal hermandad en el que aficionados, empresarios, políticos y pueblos logran que la fiesta brava sea sentida como algo que forma parte de sus vidas y su cultura. ¿Seremos capaces de seguir esos caminos o continuaremos con nuestras banderías, complejos y recovecos políticos?
Fuente: El Aficionado, Órgano de expresión de la Asociación El Toro de Madrid. n°38, Mayo de 2011.

No hay comentarios:

Publicar un comentario