EL EJE DE LA LIDIA

EL EJE DE LA LIDIA
"Normalmente, el primer puyazo lo toman bien los toros, y si ése fuera el único del tercio, todos parecerían bravos. En el segundo ya empiezan a dar síntomas de su categoría de bravura. Y es en el tercero donde se define de verdad si el toro es bravo o no. En el tercer puyazo casi todos los toros cantan la gallina, se suele decir". JOAQUÍN VIDAL : "El Toreo es Grandeza". Foto: "Jardinero" de la Ganadería los Maños, primera de cuatro entradas al caballo. VIC FEZENSAC 2017. Foto : Pocho Paccini Bustos.

viernes, noviembre 04, 2011

LA "CRÍTICA" TAURINA

Como aficionado taurino y seguidor de toda la prensa escrita a mi alcance dedicada a este mundo de los toros, cada vez termino más convencido de lo aburrida que resulta y lo poco que tiene de interesante. Casi toda esta prensa es estrictamente informativa. Me estoy refiriendo a la prensa taurina de diarios de tirada nacional en la que, se supone, escriben los periodistas que más saben de este tema. Echo de menos a esos profesionales de no hace mucho que además de informar se atrevían a criticar; todos los aficionados les conocíamos como críticos taurinos. Hacían críticas graciosas y jocosas de cómo estaban cada tarde todos los participantes en las plazas más importantes y de todas sus suertes. Quién no recuerda a “Clarito” (le leía en sus últimos años) y algunos otros. Más recientes “Zabala Padre”, Navalón y Joaquín Vidal, entre otros muchos. Eran Informadores que analizaban, criticaban y como humanos, algunas veces, se equivocaban. ¿Quién no se acuerda de los “dimes y diretes” entre ciertos toreros y algunos de estos periodistas? Estos profesionales citados que me han venido a la mente mientras escribo estas líneas, son un claro ejemplo de lo que era la información taurina de no hace mucho. Cada uno se expresaba a su manera y los lectores podíamos incluso adivinar parte de su personalidad.¡Se mojaban, sabían ganarse a los lectores!.

En los tiempos actuales, los informadores casi no se diferencian unos de otros; parece que se copian, son rutinarios, anodinos y como digo, hasta resultan aburridos. Solo ensalzan siempre a los mismos, precisamente los del G10, (grupo de diez figuras que todos conocemos). Solamente cambian los calificativos pero siempre son de alabanza: sublime, magistral, poderoso, etc. cuando creen que están bien; pero si no lo están, no se mojan, ni se atreven a dar su opinión. Y no lo entiendo, pues son aficionados que saben de esto; echo de menos su opinión rigurosa. En cambio, con las figuras que están en puestos más bajos del escalafón, los halagos son más someros y las líneas más cortas. De esta manera los aficionados que no vemos el festejo no podemos sacar ninguna conclusión de cómo ha sido la tarde. Del comportamiento de las cuadrillas - y sobre todo de los picadores – pasan de largo. Con echar la culpa a lo malo que ha sido el toro se justifican, sin comentar nada de cómo ha sido lidiado el toro. Las” figuras”.del toreo y del periodismo van de la mano y “comulgan” juntos. Estos dos colectivos, a veces incluso, se ponen de acuerdo para criticar a los aficionados. No deja de ser crítica y menos es nada. Lo mismo ocurre con los carteles de las ferias importantes, se conforman con todo, no opinan. Todas las combinaciones les agradan, no dicen nada de las ganaderías, porqué se eligen unas u otras según sean para las figuras o les toquen a otros toreros que aspiren a serlo, ayudando de este modo a que el círculo de figuras permanezca más cerrado de lo que está actualmente. Igualmente, no critican que algunas ganaderías repitan y repitan en las ferias sin ningún merecimiento.

Sobre otros tipos de prensa, poco puedo comentar. La información de TV al ser única no es comparable. Creo que sigue la misma línea pero como existen imágenes, es otra cosa. También es verdad que las imágenes son muy elegidas. En Radio, hay cada vez menos y a horas más incómodas. En las Webs taurinas, casi todos los que informan son periodistas jóvenes y hay que darles un voto de confianza; esperemos que sean más completos. En todas las tertulias taurinas siempre, y por muy de acuerdo en que estemos los tertulianos, existen diferencias. En las crónicas de ustedes que tengo la oportunidad de leer casi a diario, saco la conclusión que todos han visto la “misma corrida” y desde idéntica localidad. (Cuando varios aficionados discrepan se dice que cada uno ha visto un festejo distinto). Esto no deja de ser una opinión muy personal de un aficionado, pero muy compartida con otros muchos que consideramos que hoy la CRÍTICA y los CRÍTICOS rigurosos, han pasado a ser solamente un recuerdo. Y no muy lejano.

Señores profesionales de Prensa Taurina: critiquen un poco, no tapen muchas cosas que no son justificables y que ven más que nadie. Así los aficionados que leemos estos diarios estaremos bien informados y podremos defender mejor las corridas de toros, que es lo que más nos gusta. Todos unidos, LA FIESTA LO NECESITA ¡MÓJENSE!


José Ricardo Carrasco
Aficionado y miembro de la
Asociación El Toro de Madrid
La Voz de la Afición”, N°39, Otoño de 2011

3 comentarios:

  1. Así es no se mojan.
    La prensa taurina no es la conciencia pública y severa de los males y las posibilidades de recuperación de la autenticidad de la fiesta taurina,que no es nada cuando le falta la verdad.Al contrario legaliza el fraude.

    E.A.V.

    ResponderEliminar
  2. La corruptela de algunos de la prensa taurina,han conseguido que el gran público,mayoritariamente inexperto,quiera ver solamente a las llamadas figuras.
    Esto se confirma cuando los vemos anunciados con toros suaves,faltos de fuerzas,afeitados,nobles hasta llegar a bobos.
    Así les gustan a las llamadas figuras.
    Por el apoyo de estos mercaderes de la prensa,así está la fiesta cargada de superficialidad ventajista.

    Desde Surco.

    ResponderEliminar
  3. La prensa taurina adulona tiene como objetivo al público festivalero con una campaña constante; que hoy se torea mejor que nunca.
    El buen aficionado ve cada tarde como se van perdiendo las normas clásicas del buen toreo y la ausencia del toro íntegro,fuerte y bravo que es el que debería medir a las "figuras".

    E.S.M.

    ResponderEliminar